domingo, 14 de marzo de 2010

De los montes viene mi salvador

Nadie supo esa noche por qué el Maestro no llegaba. Después de 40 días en el desierto esperaban sus discípulos ansiosos escuchar la voz de Yeshua. Esa noche ni las siguientes sería oída su voz.
No muy lejos de allí un hombre hambriento caía al suelo de rodillas y el suelo de teñía con su sangre. Sólo se oía el desgarro de la carne y el maullido de un animal desconocido. Había corrido cuesta abajo sin importar que sus patas se lastimaban con las rocas. No había más que ese aroma en su hocico. Dio con él. Estaba escondido en una pequeña caverna esperando que la noche cayera sobre sí. No se contuvo aquel animal salvaje y saltó sobre la espalda desprotegida de el Rey de los Judíos.

Se supo luego que otro hombre llamado Yeshua moría crucificado. No era el mismo pueblo. Ni era el Rey de los Judíos. Pero sí era el Mesías. Y mucho antes había regresado de sus 40 días de ayuno y meditación para buscar a sus discípulos que aún no lo conocían.

 Fotografía de Jeremy Blincoe.

A veces en la mente de Dios las posibilidades son sólo parte de la historia de la naturaleza. Hoy existimos en este universo. Pero también estamos en otros. Por que la mente de Dios es infinita.

8 comentarios:

faCUC dijo...

Yo creo que es una reflexión muy matacabeza...

Como en esas series o películas que muestran futuros alternativos, con los mismos personajes, tiempo y espacio, pero con relaciones completamente cambiadas.

Cómo el hombre araña en sus viajes a otros universos para conocer a los otros hombres arañas, o también el caso de x-men...

Tadeo dijo...

Es algo así, pero tengo que corregirlo. Lo subí en crudo para no perder la idea, si lo dejo como borrador no lo publico más. Hay que hacer un par de aclaraciones para que sea consistente. Pero sí, la idea es que el lugar es el mismo pero el tiempo y las circunstancias son otras. Además, no creo que vivamos en el mejor de los mundos. O mejor dicho: no existimos en la única posibilidad de universo. Hay que considerar que tal vez no seamos más que un ensayo en la mente de Dios.

faCUC dijo...

Oh no! Vivimos dentro de los borradores del blog de Dios!

Podemos ser publicados o eliminados!!

O nunca ser terminados inclusos!

Tadeo dijo...

Creo que somos publicados en forma permanente pero en diferentes realidades o universos. Dios tiene -o tendría- el poder para hacernos pasar de uno a otro sin que nos demos cuenta.

Jacob_luzur dijo...

Para mi vos sos un pelotudo aca y en todos los universos, con disculpas al vocabulario, me parece que este blog es una patraña llena de sandeces y vos un nerdsito boludo sin gusto de vivir...ok?

Tadeo dijo...

No te lo voy a negar Jacob. De hecho, siempre que escribo una entrada para mi blog me pongo serio para hacer una pelotudez cada vez más pelotuda. Y sí, sin duda está llena de sandeces. Pero lo que no entiendo, querido Jacob, ¿qué deseas decir con eso de "sin gusto de vivir"?
Gracias por el comentario, espero que sigas leyendo mis patrañas.

Mack Metropolis dijo...

Dps de leer de todo esto me quedaron dos Reflexiones:
*Somos y estamos en el aquí y en ahora.. si es que somos..
*Para que firmas algo que no te gusta? solamente para manifestar tu propio desagrado por la vida condimentado con intolerancia?

Creo que esta era la historia que me quisiste comentar el otro dia..

Muy bueno el blog

Saludos amistosos!

Nicolás Gallar dijo...

Diría alguien que ve mucho Evangelion: "Te saluda el mi que habita en tu mente". Otro amigo diría: "Cada persona es su propio dios".
Ahora no sé que decirte Yo. Por ahí en otro espacio tiempo te deje puntos o te daría una respuesta más interesante. Saludos Tadeo. Siempre geniales tus entradas.